Titicaca e Isla del Sol – en el lugar de nacimiento de los primeros Incas

Titicaca e Isla del Sol – en el lugar de nacimiento de los primeros Incas

Titicaca – limítrofe entra Perú y Bolivia, es el lago navegable más alto del mundo a más 3800 m.s.n.m. y uno de los lugares más místicos de ambos países que, sin lugar a duda, se encuentra en la lista de lugares para visitar de casi todo viajero por Sudamérica.  Aquí mismo se encuentra la isla, dónde según las creencias y leyendas, nació el mismo dios Sol – Inti y sus hijos: Manco Capa y Mama Ocllo – fundadores de la dinastía Inca y su capital, la ciudad del Cusco. Hoy compartimos con ustedes la magia de la Isla del Sol, último destino en nuestra ruta por Bolivia.

Vamos?

Después de un viaje en autobús durante toda la noche, entramos en la mañana fría y lluviosa en la capital de Bolivia - La Paz, capital más alta del mundo. No tenemos pensado hospedarnos aquí ni pasear por la ciudad, inmediatamente buscamos un autobús a Copacabana. Para llegar allí, incluyendo el tiempo para salir de La Paz y el cruce en bote, en total nos lleva unas 4 horas.

Para llegar a Copacabana tenemos que cruzar el estrecho de Tiquina en un bote de madera. Por seguridad nos bajamos del bus y a este lo cruzan por separado en una balsa de madera.

Al cruzar la península, desde lo alto vemos a lo lejos la ciudad de Copacabana y las ancestrales terrazas construidas por los Incas.

Llegamos a la ciudad más importante de Bolivia a orillas del lago Titicaca. Copacabana es un lugar turístico, lleno de todo tipo de bares, restaurantes y hostales. En la ciudad se ha desarrollado mucho el culto religioso – desde el siglo 16, existe la Basílica de la Virgen de la Candelaria, llegando allí peregrinos de toda Bolivia. Pero nos dirigimos directamente al puerto, en donde tomamos la última oportunidad del día para llegar a la Isla del Sol en una lancha privada. ¡Saltamos dentro del bote!... el cielo está nublado y hay mucho viento, pero finalmente estamos navegando en las aguas del Titicaca, dejando a Copacabana en la distancia.

El plan es pasar la noche en la isla del dios del Sol. Después de 2 horas de navegación, llegamos a la tierra mítica. No tenemos reservado ningún alojamiento, y nuestro plan original es acampar en una playa del norte de la Isla. Resulta, sin embargo, que entre las comunidades que habitan la Isla del Sol: Yumani en el sur, Challa en el medio y Challapampa en el norte, se ha producido un conflicto desde hace algún tiempo que ha causado el bloqueo del acceso de las partes central y norte de la isla. Como resultado, los barcos solo acceden a la parte sur de la isla, bajo el control de los Yumani, además, no podemos caminar para llegar a la parte norte- nos comentan que a varios turistas se les ha bloqueado el paso cuando lo han intentado.

Es un poco más tarde de las 17 horas, comenzamos a subir por las empinadas escaleras Incas (¡se supone que hay 222 escalones!), que a esta altura y con nuestras mochilas, una vez más nos fatigan rápidamente por la falta de oxígeno. Miramos y saludamos con gran admiración a un anciano que pasa a nuestro lado, cargando un gran y pesado saco, sin ninguna muestra de cansancio o fatiga. El mismo anciano nos comenta que esta noche lloverá, por lo que nuestra idea de acampar en una terraza Inca la dejamos para otra ocasión. Encontramos así unas pequeñas cabañas con una gran terraza que ofrecen una vista fascinante.

No hay Internet, el silencio en la isla lo abarca todo, existe un aislamiento total del mundo y el ajetreo de Copacabana ... sólo está esta magia ...

La magia del atardecer con vistas a la Isla de la Luna …

... y después de una noche muy fría, la magia de una mañana lluviosa y más dorada que nunca, el sonido de la lluvia en los techos…

… en el lugar donde según la creencia Incaica el Sol nació y, se encarna cada mañana. Hoy también lo hace, rompiendo a través de espesas nubes, bañando la isla con sus rayos dorados y luminosos.

Después del desayuno nos vamos a absorber la energía y la magia del lugar, lamentablemente, sólo en el extremo sur de la isla. El conflicto realmente causa un daño para nosotros, ya que los lugares más significativos como la Roca Sagrada- que simboliza el lugar de nacimiento del dios Inti – y la mesa ceremonial, se encuentran en el norte de la isla y no podemos visitarlas.

„Palla Khasa”

Mirador desde donde podemos observar el norte de la isla y la Isla de la Luna.

„Khewani”

Punto en donde podemos apreciar las vistas hacia Copacabana.

...y algunos descubrimientos... en la isla todo sucede de manera natural.

A las 15 horas sale la barca de regreso a Copacabana, terminando así nuestra aventura de casi 2 semanas en Bolivia... hasta una próxima vez! ahora... ¡Nos vamos a Perú!

Información práctica:

* Los precios y los horarios de salida corresponden a marzo del 2017

Cómo llegar a la Isla del Sol desde Sucre:

  • Sucre - La Paz, bus nocturno con la empresa llamada “Bolívar” nos costó 100 BOB / persona, en el asiento tipo "sofá cama" (asiento reclinable y ancho como un sillón, definitivamente tendrás un viaje más cómodo).
  • Una vez que llegues a la estación de buses de La Paz hay varias agencias que ofrecen transporte a Copacabana. Los precios oscilan entre los 30-35 BOB
  • Una alternativa un poco más barata (la cual elegimos) es el paseo en "micro" desde la estación hasta la parada de autobús al lado del cementerio (bus local por 1,50 BOB/persona), desde donde salen buses regularmente a Copacabana (unos 20 BOB/persona, pero mientras más “gringo” parezcas más posibilidades hay de que el precio “suba”- vale la pena un poco de regateo). En el camino, cuando cruces el estrecho de Tiquina, deberás pagar por el cruce, unos 2 BOB/persona.
  • Barcaza para llegar a la Isla del Sol, entre 25-30 BOB /persona /trayecto. Se puede visitar la isla en medio día: salir en la mañana antes de las 8 (viaje de 1.5-2 horas), y regreso a las 15 horas desde Yumani. (el tiempo es suficiente como para visitar la parte Sur de la Isla). Los últimos barcos salen desde Copacabana a las 13.30 horas. Según sabemos, el conflicto que bloquea el resto de la isla aún continua. ¡Ya nos dirás si se puede cruzar al resto de la isla!

Pago para entrar a la Isla:

 Cada comunidad de la isla cobra una tarifa de entrada a la parte correspondiente de la isla. El acceso Sur a Yumani, alrededor de 10 BOB). Esta vez, sin embargo, la cuota de acceso no nos la cobraron debido a que llegamos tarde a la isla y no habían "controladores".

 

Alojamiento:

En la Isla del Sol, el alojamiento es un poco caro. Especialmente en instalaciones que tienen que la posibilidad de reserva en online. También hay lugares en donde la “red” aún no ha llegado – En nuestro caso, por una habitación doble con baño pagamos 70 BOB /noche (con opción de desayuno - 90 BOB).

Abajo en la fotografía, empacando las maletas de los turistas para ser bajadas al muelle en donde ellos esperan.

En cuanto a la tienda de acampar, nos dijeron que no había ningún problema si la colocábamos en alguna terraza (cuidando siempre la limpieza). En la parte sur de la isla no existen zonas de camping. Mucha gente acampa en la cima de la isla, en un bosque de álamos (bueno para refugiarte de la lluvia). Ten en cuenta la falta de infraestructura sanitaria.

Alimentación:

En la isla hay varios restaurantes con terrazas y maravillosas vistas. También encontrarás pequeños almacenes donde los precios son naturalmente más altos (por lo que es bueno para comprar alimento en Copacabana). Antes de irnos de Copacabana tuvimos un almuerzo de 2 platos: sopa de quinua y pescado a la plancha con papas, más el postre por 20 BOB / persona.

 

¿Has sentido la magia de la Isla del Sol? ¿Quién ha tenido la oportunidad de ir y sentir la energía de este lugar? ¡Comparte tu experiencia con nosotros y coméntanos!

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 2 suscriptores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

63 + = 72

css.php